LÍBANO: COLAPSADOS LOS SISTEMAS DE SANEAMIENTO BÁSICO DE LOS REFUGIADOS SIRIOS POR LAS TORMENTAS DE INVIERNO

Con la inundación de los asentamientos de los refugiados sirios, tras las sucesivas tormentas de lluvia, viento y nieve que se vienen sucediendo desde inicios de enero en el valle de Bekaa, las aguas grises y residuales se están mezclando con el agua potable, constituyendo un enorme peligro para la salud pública.

“Los sistemas de saneamiento en asentamientos de refugiados que han colapsado son soluciones de emergencia pensadas para plazoscortospero más de 350 000 personas llevan ya casi ocho años utilizándolas, desde el inicio del conflicto”, aseguraBeatriz Navarro, directora de Acción contra el Hambre en Líbano.

“Nuestros equipos están trabajando contra el reloj no solo para la respuesta de emergencia a la ola de frío sino para poner en marcha mejoras en los campamentos capaces de mitigar el impacto de futuras tormentas que posiblemente se produzcan en los próximos dos o tres meses”, explicaBeatriz Navarro.

“Las carpas de los refugiados están muy próximas entre sí y no cuentan con un sistema de drenaje adecuado. Los refugiados han excavado canales, pero no lo suficientemente profundos para desviar la cantidad de agua proveniente de las últimas tormentas de lluvia y nieve”. Además, los canales de drenaje previamente construidos (que ya existían a lo largo de los campos agrícolas para riego) tienden a llenarse con basura, impidiendo el paso del agua, produciéndose inundaciones de aguas sucias más rápido de lo que debería.

Gestión de residuos y salud pública
Nuestros equipos están llevando a cabo sesiones de sensibilización a niños y niñas sobre la importancia del manejo adecuado de desechos y de mantener limpio el entorno para la higiene general. “Hemos distribuido recolectores de basura y bolsas para mejorar la gestión de basura en los campamentos. Los problemas surgen cuando la basura generada es mayor que la frecuencia con la que las municipalidades la recogen. Con las últimas inundaciones de los campamentos se ha puesto de relieve este problema”.

Enlas afueras deAarsal, en los campamentos ubicados en las colinas los asentamientos situados más abajo han recibido flujos de fango más pesados y densos, queerosionan más profundamente el suelo, y que por lo general sonmás destructivos.Además, los tanques sépticos tambiénsehandesbordado, fundamentalmentea partir del 17 de enerotras la segunda tormenta, Miriam, mezclándosecon el lodo que inundó las tiendas.A las familiaslesha llevadomás de una semana limpiar y hacer posiblesu

Scroll to Top