La CAONGD reclama que la atención a la crisis derivada de la COVID-19 cuente con fondos adicionales y no recorte el presupuesto a las políticas sociales de la Junta de Andalucía

En el marco de una pandemia, cuando aumenta el número de personas en situación de vulnerabilidad, la atención a este colectivo no puede basarse en enfrentar las necesidades fundamentales de unos grupos de personas frente a otros.

Fuente: CAONGD

En el marco de una pandemia, cuando aumenta el número de personas en situación de vulnerabilidad, la atención a este colectivono puede basarse en enfrentar las necesidades fundamentales de unos grupos de personas frente a otros. Y es en esta dirección a la que apuntan los recortes anunciados por la Junta de Andalucía en la Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación para atender al gasto social derivado de la crisis.

Hasta el momento, todo lo que se ha anunciado para atender a las necesidades extra de atención a la población andaluza pasan porrecortar con contundencia en políticas competencia de la Consejería que siguen siendo imprescindibles en el momento actual: más de 17.220.000 euros de los que el grueso, por encima de los 12.300.000 euros, corresponden a la partida de cooperación internacional. Pero no sólo: también quedan privadas de fondos actuaciones de los institutos de la Mujer y de la Juventud, como quedó aprobado en Consejo de Gobierno. Y, más allá, como se hizo ver ayer en la sesión celebrada en el Parlamento de Andalucía, el ejecutivo andaluz ha anunciado que dejará de financiar 142 plazas en centros de atención a menores extranjeros no acompañados.

En el ámbito de lacooperación internacional, resulta especialmente injustificable dejar su presupuesto para este año en menos de la mitad, cuando son imprescindibles los mecanismos de respuesta globales a la crisis. Hablamos de actuaciones en defensa de los derechos humanos y de la justicia social desarrolladas en otros países, pero no solo: la experiencia en emergencias de las ONGD ha sido fundamental en la atención a la crisis sanitaria, mediante protocolos de actuación, montaje de hospitales de campaña o distribución de material médico y farmacéutico; las entidades de desarrollo están redoblando esfuerzos, además, en atender a la población afectada en nuestra comunidad. Estamos en un momento en el que, por añadidura, también es clave el papel de la educación para la ciudadanía global para entender la complejidad de este situación y los principios necesarios para afrontarla.

Por otra parte, el anuncio oficial de redistribución presupuestaria no alcanza el total del recorte previsto a la cooperación internacional, según lo anunciado por la dirección de la Agencia Andaluza de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AACID) a la Coordinadora Andaluza de ONGD (CAONGD). En este caso, la cifra ascendería hasta los 19 millones de euros.

Para la CAONGD,resulta imprescindible conocer los fondos con los que cuenta la Junta de Andalucía para atender la crisis. Hasta el momento no se ha comunicado con transparencia qué fondos estatales y europeos recibirá la comunidad para tal fin, y qué cantidad corresponderá a la Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación. Y, por añadidura, es necesario trasladar esta transparencia a la definición final del presupuesto de la Consejería.

Scroll to Top